Cuando vea Puerto Banús, se le perdonará por pensar que está en Mónaco o California cuando sea testigo de los clubes repletos de famosos, restaurantes de lujo, yates y coches de alta gama como Porsche, Lamborgini, Bendley, deslizándose a lo largo del muelle del puerto. Puerto Banús fue construido en 1970 por José Banús y diseñado por Noldi Schreck (quien ayudó a diseñar Beverly Hills) como un puerto deportivo de lujo para la élite mundial. Marbella, con su microclima y una temperatura media anual de 18ºC (subiendo a 29ºC en verano), junto con las boutiques Christian Dior, Gucci, Bvlgari, Louis Vuitton, Versace y D&G que bordean las calles, Puerto Banús es un verdadero paraíso para la jet set.

Acogiendo a unos cinco millones de visitantes cada año, de diversas nacionalidades, hay mucho que hacer. La oferta diurna de clubes de playa de moda, boutiques, cocina internacional y excursiones en barco da paso a una animada vida nocturna, desde lujosos restaurantes, piano bares, discotecas y terrazas al aire libre, en lugares espectaculares donde el glamour son un estándar.

Ser propietario o alquilar una propiedad de lujo en o alrededor del Puerto significa que experimentará los mismos altos estándares que encontrará en las tiendas y restaurantes de este exclusivo vecindario, estando los grandes almacenes El Corte Inglés a un par de minutos a pie del puerto deportivo.

Si combina el alquiler o la compra de una propiedad con un barco o velero, podrá disfrutar navegando a lo largo de la costa oeste hacia Sotogrande y al este hacia Marbella, o incluso hasta Marruecos.

Al igual que en el resto de Marbella, el mercado inmobiliario en Puerto Banús está experimentando un renacimiento. Si está buscando invertir en Puerto Banús, ahora es el momento de aprovechar al máximo un mercado exclusivo y en crecimiento.

Share this: